"La muerte lenta" (de Martha Medeiros)


Nota: Este texto ha sido falsamente adjudicado a Pablo Neruda con el tíítulo de “muere lentamente”. Sin embargo, y a pesar de circular la autoría del poeta chileno por cientos de Web, su autora es la brasileña Martha Medeiros, que trabaja en el periódico Zero Hora, de Porto Alegre, en el que publicó “A Morte Devagar” (título original del texto) a mediados del año 2000.



LA MUERTE LENTA

Muere lentamente quien no cambia de ideas, ni cambia de discurso, evita las propias contradicciones.

Muere lentamente quien se transforma en esclavo del hábito, repitiendo todos los días los mismos trayectos y las mismas compras en el supermercado. Quien no cambia de marca, no arriesga vestir un color nuevo, no da algo a quien no conoce.

Muere lentamente quien hace de la televisión su gurú y su pareja diaria.
Muchos no pueden comprar un libro o una admisión de cine, pero muchos pueden, y aún así se alienan delante de un tubo de imágenes que trae la información y el entretenimiento, pero que no debería, pues con sólo 14 pulgadas, ocupa tanto espacio en una vida

Muere lentamente quien evita una pasión, quien prefiere el negro sobre blanco y los puntos sobre las “íes” a un remolino de emociones indomables, justamente las que rescatan el brillo de los ojos, sonrisas e hipos, corazones a los tropiezos y sentimientos.

Muere lentamente quien no voltea la mesa cuando está infeliz en el trabajo, quien no arriesga lo cierto por lo incierto para ir detrás de un sueño, quien no se permite por lo menos una vez en la vida, huir de los consejos sensatos.

Muere lentamente quien no viaja, quien no lee, quien no oye música, quien no encuentra gracia en si mismo.

Muere lentamente quien destruye su amor propio. Puede ser la depresión, esa enfermedad es grave y requiere ayuda profesional. Luego sucumbe cada día quien no se deja ayudar.

Muere lentamente quien no trabaja y quien no estudia, y la mayoría de las veces es una opción y, sí, destino: entonces un gobierno en silencio puede matar lentamente una buena parte de la población.

Muere lentamente, quien pasa los días quejándose de su mala suerte o de la lluvia incesante, desistiendo de un proyecto antes de empezarlo, el que no pregunta acerca de un asunto que desconoce o no responde cuando le indagan sobre algo que sabe.

Muchas personas mueren lentamente, y esta muerte es una muy ingrata y traicionera, porque cuando se acerca de verdad, ya estamos muy destrozados para caminar en el corto tiempo que resta.

Qué mañana, por tanto, demore mucho para que sea nuestro día. Dado que no podemos evitar un final repentino, por lo menos evitar la muerte en suaves prestaciones, recordando siempre que estar vivo exige un esfuerzo mucho mayor que simplemente respirar


Martha Medeiros

9 comentarios:

Anónimo dijo...

Es muy importante que se haya corregido la autoría del poema, que se atribuye a Neruda.
A título de colaboración, les digo que el nombre de la autora no es Martha Madeiros sino MEDEIROS. Gracias. Cordialmente,

Rosario Alonso dijo...

Te agradezco la corrección del apellido y tu paso por mi blog.
Recibe un cordial saludo.

JUAN JES dijo...

Pasé un buen rato mirando tu blog poeta!

Rosario Alonso dijo...

Juanjes bienbenido a mi rincón de palabras.
Me alegra que te gustara.

Un abrazo

caolais dijo...

Pues Rosario , tu blog es excelente...una sola vista y me permitio corregir un error que tenia minutos de haber iniciado en mi mente, al realizar una búsqueda en Internet de fotos de la casa de Neruda en Selva Negra me encuentro con "El morir lentamente" de Martha Madeiros pero atribuido en la red a Neruda. Tu blog me evito vivir en el error por algun tiempo, algo asì ha pasado con el poema "Instantes" atribuido a Borges y que en realidad es de Nadine Stair ambos curiosamente tocan el tema del cambio en las vidas, en hacer ocasionalmente cosas incensatas, es decir vivir, vivir.
Tambien vemos otra nominación falsa en el caso de "La Marioneta" atribuida a Garcia Marquez.
Rosario me despido diciendo que me encantò y encanta tu blog felicidades. Carlos

Rosario Alonso dijo...

Caolais bienvendio al blog y gracias por tu palabras. Efectivamente hay que andarse por la red con pies de plomo, no es oro todo lo que parece. Agradezco tu información.

Un abrazo

Anónimo dijo...

... muere lentamente quien no puede dormir tranquilo... a la espera de ser reconocido como autor de un poema... muere lentamente quien valora un poema por la mano de quien lo escribe... muere lentamente quien no saborea la sabiduría del anonimato.

Rosario Alonso dijo...

Anónimo, gracias por tu reflexión.

Un abrazo

Aaron dijo...

Hola Rosario!!!, hoy leí estas palabras de la autoría de martha medeiros, en la universidad y lo vi en el cubículo de una persona y tenía como autor Pablo Neruda, y me puse a investigar un poco acerca del autor de estos versos. Hasta que me encontré con tu blog y me sacó de la duda. Muchas Gracias!! y me gustaría preguntarte si estos versos de "a morte devagar" como en muchos sitios aparece están publicado en algún lado. Y por cierto tu blog tiene versos geniales!!!